arrepentirse

¡Vale más hacer y arrepentirse, que no hacer nada y arrepentirse!

¡DEFINITIVAMENTE!

Como expresa el refrán popular: “No hay peor diligencia que la que no se hace”. No intentar hacer realidad nuestros sueños, nos llena de tristeza, culpa, sensación de debilidad y fracaso. La vida es trabajo y, como tal, requiere acciones de nuestra parte, que suponen esfuerzos y sacrificios.

Lo que sucede es que a veces nos negamos a responsabilizarnos de nuestros actos y nos resulta mucho más fácil culpar a las circunstancias, al destino, a la familia, etc. Es cierto que todos nacemos con un “paquete de monedas” diferentes, a unos les tocan unas cosas y a otros otras, pero aún así, siempre podemos hacer “lo mejor” con lo que nos tocó. Es una decisión personal, yo me atrevería a decir que es el real y efectivo ejercicio del “libre albedrío”.

“Todo lo que quieres, también te quiere a ti; pero debes tomar acción para obtenerlo”. -Jack Canfield

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor introduce tu comentario
Por favor ingrese su nombre aqui

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.